Artículos
Tendencia

Thundercats ohhh! La historia de los felinos cósmicos en el juguete


El reciente anuncio de Super7 sobre el lanzamiento de la línea “Thundercats Ultimate” nos emocionó mucho pero también nos llevó a pensar en el sinuoso camino que ha transitado una de las franquicias más populares entre los coleccionistas y que explicaría el porqué muchos de estos fans miran la noticia más con desconfianza que con alegría. Para esto tendremos que hacer un poco de historia.

Thundercats, fue una serie animada que fue estrenada en 1985 con una tremenda acogida por parte del público infantil, debe su éxito al original argumento y al estilo de animación influenciado por el anime japonés, que en ese entonces no estaba muy difundido en Estados Unidos. La serie arrasó en sintonía y, como era lógico, fue hora de pensar en hacer dinero con los cientos de productos de consumo licenciados que se podían vender, sobre todo juguetes. Para esta tarea se le encargó a la empresa juguetera LJN Toys Ltd, (LJN para los amigos) crear una línea de figuras de acción, vehículos y playsets basados en la serie animada.

 

La era LJN

En los años ´80 LJN era una prestigiosa compañía de juguetes que había manejado con éxito la franquicia de Advanced Dungeon Dragons; años después tomó la pésima decisión de diversificarse hacía los videojuegos y fue precisamente esa apuesta la que la llevó a la quiebra y al cierre definitivo…pero esa es otra historia.

Lo cierto es que LNJ mostró, entre 1985 y 1987, toda su capacidad para el manejo de la franquicia de los Thundercats llegando a lanzar al mercado hasta tres series que sumaron más de 40 figuras de acción regulares de 17 cm. así como numerosos accesorios, vehículos, playsets y una sublinea llamada Companions con varias figuras de acción de entre 7 y 10 cm.

Parte de la primera serie de la línea Thundercats de LJN

 

Hay que destacar que si bien LJN fue el principal licenciatario de Thundercats no obtuvo la licencia exclusiva global, en los ´80 la distribución y el acceso a diversos mercados hacían que este término fuera inmanejable, es por eso que Telepicture Corporation (que era la poseedora de los derechos de los personajes y que luego se fusionaría con Lorimar para ser absorbida finalmente en 1989 por Warner Bros.) repartió la licencia con otras empresas jugueteras en el mundo para la fabricación de juguetes, más o menos parecidos, a la línea maestra de LJN.

Un caso particular es el argentino, la empresa Playful utilizó sus propios moldes para producir la mayoría de figuras y en algunos casos (Thundertank, Tanque mutante y Berserkers) los recibió de la misma LJN, aunque con un plástico y un pintado ligeramente de menor calidad. Además no completó el portafolio original si no que, en algunos casos, produjo juguetes que no estaban contemplados en él y se las ingenió para hacer variantes de personajes con una sola matriz que en la actualidad se han convertido en piezas muy cotizadas entre los coleccionistas.

El «Cubil felino», fue el ansiado playset que perteneció a la serie 2 de la línea Thundercats de LJN

 

A fin de cuentas, la serie terminó de transmitir su cuarta temporada en 1989 y por más que en varios países del mundo se siguieron repitiendo capítulos por algún tiempo más, el interés del público fue decayendo y las líneas jugueteras entraron en receso. Sin un soporte mediático era imposible mantenerlas activas así que la licencia quedó adormecida durante un largo tiempo.

 

La era Bandai

En el 2011 Warner bros. decide darle una nueva oportunidad a los Thundercats y estrenó una nueva serie animada en Cartoon Network, esta vez con un nuevo diseño y un argumento adaptado a los “nuevos tiempos”, a decir verdad la serie era bastante buena, aunque a muchos fans no les gustó la exagerada influencia del anime en la concepción de los personajes. Muchos de los espectadores crecieron con la serie original y no se adaptaron a la nueva versión con tantos cambios, por más buenos que fueran.

Sin embargo, Bandai, el gigante japonés del juguete, tomó la posta y decidió darles por su lado a los fans fabricando dos líneas para coleccionistas con el diseño de la serie original. Si bien se agradeció el detalle pronto llegó el desencanto al saber la extensión de ellas, cada línea contaba con sólo dos personajes; la de 15 cm. con Lion-O y Mumm-Ra y la de 20 cm. con Lion-O y Tigro. Además se lanzaron dos figuras exclusivas para la SDCC y para la STGCC (Singapur).

Línea de 15 cm. para coleccionista de Bandai

 

Línea de 20 cm. para coleccionista de Bandai

 

Bandai también trabajó una línea regular basada en la nueva serie animada que si fue mucho más extensa, llegando a sumar varias figuras de acción, vehículos, figuras de lujo, minifiguras y juegos de rol. A pesar del empeño corrieron con la misma suerte de la serie, poco importo su calidad, la recepción no fue la esperada y así como la serie nunca vio una segunda temporada, la línea de los Thundercats a manos de Bandai llegó a su fin.

Línea de Bandai basada en la nueva serie animada de los Thundercats

 

 

Un paréntesis de diamante

En 1992 la casa de diseño Art Asylum creó una pequeña figura de acción de 5 cm. de alto con un diseño minimalista muy parecido a las mimifiguras de LEGO, pero con la diferencia de que estas figuras contaban hasta con 14 puntos de articulación. Las pequeñas figuras tomaron el nombre de Minimates y se volvieron una moda inmediatamente, hecho que no pasó desapercibido para la empresa Diamond Select Toys quien oportunamente buscó una asociación para producir con el estudio una línea dedicada a los personajes de Marvel (2003) y de los Thundercats (2012).

La línea de los Mininates Thundercats fue efímera pues sólo estuvo en el mercado poco más de 1 año lanzando un total de 5 series. Todo esto a diferencia de la línea Marvel Minimates que aún hoy continua en su serie número 78 .

Parte de las 5 series de Thundercats Minimates que Diamond Select Toys lanzó al mercado

 

 

La era Mattel

Lo sucedido con Bandai dejó una lección bastante clara, Thundercats es una franquicia que basa su fuerza en la nostalgia, la mayoría de fans eran niños cuando la serie y la línea juguetera original los impactaron, hay una alta carga emotiva en el momento de la compra y el intento de crear un nuevo mercado generando nuevos fans había fracasado, en el tiempo transcurrido los felinos se habían convertido en iconos de la cultura pop y como tales deberían de ser tratados. Desde ahora, cualquiera que intentase manejar la franquicia debería tener esto muy claro.

Y fue así, en la SDCC 2015 el gigante del juguete, Mattel, anunció que había adquirido la licencia para producir juguetes de los Thundercats y con la lección aprendida encargó el modelado de las matrices al estudio Four Hoursemen (4H) con quienes ya había trabajado en el regreso de Master of The Universe Classic (MOTUC), la nueva línea recibió también la denominación “Classics” y, al igual que la de MOTUC, son un homenaje al concepto original de las líneas jugueteras pero con un diseño para un público adulto; fue puesta en venta a través de su plataforma MattyCollector.

Paquete doble y exclusivo para la SDCC con las figuras de Felino y Felina

 

La línea completa de Thundercats Classic que quedó debiendo a los fans, no por su excelente calidad sino por su prematura cancelación.

 

Mattel, muy atento a las opiniones de los fans publicó varios prototipos de las figuras antes de lanzarlas al mercado. La primera, y única, serie de la línea fue de gran calidad y dejó contentos a todos. Pero no todo es perfecto, a pesar de tener una segunda y hasta una tercera serie en proyecto, en julio del 2016 Mattel anunció, con gran pesar, el cierre de su plataforma para coleccionistas. Para no dejar a medio camino a los fans derivó a la fabricación y distribución  de sus líneas MOTUC y Thundercats Classics a la empresa diseñadora de juguetes, Super7. Muchos fans se sintieron muy decepcionados de Mattel por haberlos endulzado con una línea genial pero que quedaba trunca nuevamente y con un futuro incierto.

 

La era Super7

Tuvieron que pasar 3 años para que Super7 se decidiera hacer el anuncio oficial. Muchos se especuló sobre cuál sería el aspecto de las nuevas figuras de acción. ¿Continuaría con el trabajo de Mattel? o ¿Empezaría desde 0 con un rediseño completo de los personajes?

Los de Super7 optaron por ambas opciones, en realidad no es una continuación se trata más bien de una nueva línea que lleva por nombre Thundercats Ultimate y que utiliza las misma matrices de Thundercats Classic pero le agrega algunos nuevos accesorios y la promesa de que esta vez sí continuarán con las siguientes series que contienen a los otros personajes.

Al parecer esto no cayó muy bien en algunos coleccionistas, tomando en cuenta que la primera serie de Ultimates (León-O, Mumm-Ra, Panthro, Chacalo) es básicamente la misma que la única de Classics (León-O, Mumm-Ra, Panthro, Chacalo, Pumara y el 2-pack exclusivo de Felino y Felina); y lo más probable es que necesiten algo más que una promesa para introducirse en la línea Ultimate.

Sobre el futuro de los felinos cósmicos en el mundo del juguete estamos por presenciar un nuevo e interesante capítulo con un desenlace aún incierto. Vamos a ver que sucede.

Mostrar más

Armando Carreteros Torres

Armando Carreteros Torres es editor de www.nacionjuguetes.com e www.inspectorjuguetes.com, apasionado coleccionista de juguetes e investigador del mercado juguetero tradicional. Informa sobre las tendencias y los sucesos en la industria. Ha escrito para diversos medios digitales especializados incluido www.jugueteslaweb.com. Si no está informando o investigando lo puedes encontrar jugando con su pequeña hija.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios